domingo, 11 de enero de 2015

Sigue siempre adelante


A veces, uno debe tener la conciencia tranquila ante las cosas. No debemos decaer y tirar la toalla, a pesar de haber fracasado demasiadas veces. Puede que incluso la culpa de tu derrota no sea realmente tuya, sino de las circunstancias que la determinaron. Por ello, debes permanecer impasible. Observa la situación objetivamente, para poder analizarla; para sacar de ésta el mejor provecho.

¿Por qué no podemos merecernos un poco de tranquilidad?
La felicidad y bienaventuranzas llegarán, tenlo claro, aunque eso te cueste tropezar y caer en muchos momentos. Creerás que lo has perdido todo, pensarás que, llegados a un momento, todo tu esfuerzo no ha servido para nada. 

Para.

Analiza tu situación y pregúntate: ¿Qué has realizado? ¿Qué has ganado con ello? Piensa en quién te ha apoyado.


No decaigas, sigue siempre adelante.


Lara Evems

No hay comentarios:

Publicar un comentario